Ciclicidad física y emocional

Conectar de forma consciente con nuestro ciclo menstrual es también conectar con nuestro autocuidado, escuchar nuestro cuerpo y prestar atención a las señales que todos los días nos da.

Menstruación consciente es entender que nuestras emociones, así como nuestro cuerpo, también son cíclicas y que cuando aprendemos a observarlas y comprenderlas, podemos gestionarlas a nuestro favor.

Cada mes experimentamos cambios a nivel emocional, desde sentirnos super seguras, enérgicas y dispuestas en nuestra fase pre ovulatoria, cariñosas, expresivas, con capacidad de materializar y cuidar lo que queremos en nuestra fase ovulatoria, con un fuerte llamado a observar nuestras emociones, energías, resultados y que podemos mejorar en nuestra fase menstrual y al descanso, gratitud y renovación en nuestra fase menstrual.

Nos cuesta comprender que nuestra energía o estado anímico no sea algo regular, lo que hace que terminemos siendo víctimas de nuestras diversas emociones.

Debemos aprender que hay tiempo para todo y que cada una de nuestras emociones son validas. El miedo, la rabia o la tristeza (emociones de las que constantemente huimos), sólo nos muestran algún aspecto de nuestras vidas en las que hay que poner mayor atención…

Menstruar nos invita a ser compasivas con nosotras mismas, a darnos un tiempo de descanso y escucha de calidad, aprender a abrazar y darle espacio a cada una de nuestras emociones, así como a respetar los cambios naturales por los que nuestro cuerpo transita cada mes, luchar contra eso, sólo termina produciendo estrés a nivel físico, emocional y mental.

✨Aprendamos a darle voz a nuestros procesos, a mencionarlos con las palabras que corresponde, a conocer nuestro cuerpo como antes nadie nos enseñó; seamos curiosas, investiguemos, aprendamos, que en el autoconocimiento esta todo nuestro potencial✨

Para agendar una hora pincha AQUÍ